Libroslandia

Enfermedades De La Piel: Psoriasis Y Vitíligo

ISBN: B00RFWZF7E | ASIN: | Tamaño descarga: 1187KB


Puedes COMPRAR el libro desde los siguientes enlaces
Comprar el libro Enfermedades De La Piel: Psoriasis Y Vitíligo en Amazon Comprar el libro Enfermedades De La Piel: Psoriasis Y Vitíligo en CasaDelLibro

Puedes DESCARGAR el libro desde los siguientes enlaces
Libro Enfermedades De La Piel: Psoriasis Y Vitíligo EPUB Libro Enfermedades De La Piel: Psoriasis Y Vitíligo PDF

Media de 5 estrellas basadas en 5 opiniones

Enfermedades De La Piel: Psoriasis Y Vitíligo EPUB

Enfermedades De La Piel: Psoriasis Y Vitíligo PDF

Descargar Libro Enfermedades De La Piel: Psoriasis Y Vitíligo

Libro Enfermedades De La Piel: Psoriasis Y Vitíligo de Adolfo Pérez Agusti

Libro Online Ebook Enfermedades De La Piel: Psoriasis Y Vitíligo

Sinopsis del libro

Las enfermedades de la piel no tienen exactamente la misma consideración de gravedad como las patologías internas, singularmente por el hecho de que no acostumbran a comprometer la vida. La medicina, por esta razón, no dedica exactamente las mismas horas de estudio a ellas que a las demás y con el paso de los años vemos que apenas si hay tratamientos efectivos o bien, cuando menos, novedosos. Los enfermos sin duda semejan sanos, mas su relación social y cariñosa se resiente demasiado para que no les tengamos presente. Como el lector verá durante este libro, las dos enfermedades -psoriasis y vitíligo- tienen múltiples puntos en común, como son: la sensibilidad al sol, su característica de crónicas, su área limitada a determinadas zonas y su aspecto en instantes muy afín. De ahí que el tratamiento para su resolución es coincidente en ciertos aspectos. Como cualquier otra enfermedad cutánea, su causa está de forma segura en el interior, siendo esta la razón por la que no aconsejamos con insistencia los tratamientos tópicos externos, si bien reconocemos que debemos emplearlos a veces para mitigar los síntomas o bien el aspecto externo más conocido. La clasificación de las dos como enfermedad autoinmune nos semeja incorrecta, en especial pues no creemos en ellas. No existe ninguna razón para opinar que el sistema inmune, tan preciso y eficiente, se vuelva hostil contra exactamente el mismo organismo al que debe resguardar. Eso no es la ley natural de autorregulación. También se ha contemplado como influyente o bien definitivo para las dos enfermedades las características psicológicas del enfermo. No obstante, vemos que estas enfermedades empiezan a producirse a muy tempranas edades y que continúan contumazmente, e inclusive avanzan con el tiempo y la madurez de los perjudicados, lo que nos afirma el papel real del pensamiento en estos enfermos. Si bien los aspectos psicológicos sean determinantes para la curación, no semejan ser la génesis. Así que, y en el momento en que hemos dejado al lado a los trastornos autoinmunes y las anomalías psicológicas, nos queda una gran cantidad de órganos o bien sistemas que pueden causar las dos enfermedades, sin olvidar el equilibrio energético del organismo. En este último aspecto es donde entra la medicina cuántica que más tarde detallaremos extensamente. | Adolfo Pérez Agusti